A LA CÁRCEL DE BUCARAMANGA POR EXTORSIÓN

2018-07-10

es se hacían pasar por brujas, y decían tener poderes para sanar. Dichas consultas y trabajos en pro del supuesto bienestar de la familia tuvieron un costo de 70 millones de pesos.

Posteriormente, en junio de 2017, las hoy aseguradas comenzaron a pedirle más dinero a la familia para hacerle otros trabajos de brujería, pero ante la negativa de pagar más, los miembros del núcleo familiar fueron intimidados y amenazados con la misma brujería, exigiéndoles la suma de 500 millones de pesos, la cual fue entregada por temor a las victimarias.

Herreño y su hija, quienes anunciaron que realizarán preacuerdo con el ente acusador, fueron enviadas a la cárcel de Mujeres de Bucaramanga (Santander).

Comunicado de Fiscalía.