LLUVIAS EN SAN GIL PUSIERON EN ALERTA A LA COMUNIDAD

2018-08-09

Desde el Puesto de Mando Unificado,  del Consejo Municipal de Gestión del Riesgo de Desastres de San Gil, que aún se encuentra activo, se reportó ayer  miércoles 08 de agosto las siguientes novedades:

Con la lluvia que cayó en la tarde, los bomberos activaron el sistema de alerta temprana en las veredas de Los Pozos y Montecitos, e informaron que no hubo represamientos de agua.

En la parte alta de la quebrada Curití, reportaron lluvia  intensa, pero no hubo aumento en el caudal de este afluente del río Fonce.

En el Paseo del Mango a donde acudió persona de la Secretaría de Gestión Urbana e Infraestructura, se evidenció que por la pendiente de la montaña caía agua de escorrentía producto del aguacero, sin presentar afectaciones a las viviendas o vías.

En el barrio Rojas Pinilla por acumulación de residuos, escombros, piedras entre otros, se taponó el sistema de canalización de la quebrada a la altura del polideportivo, lo que causó que la quebrada se saliera en este punto de su cauce, tomando hacia las vías y el parque del sector.  No hubo afectaciones.

Bomberos, Defensa Civil, Cruz Roja y Policía Nacional, continúan haciendo monitoreo por el municipio con énfasis en las zonas que resultaron afectadas por las lluvias del 26 de julio pasado.

De otro lado, la subsecretaria de salud informa que la familia del niño Andrés Vargas manifiesta que se encuentra bien, en recuperación y al parecer hoy,  9 de agosto, será dado de alta.

El paciente Juan Pablo Cáceres salió de la UCI y continúa en recuperación.

Heriberto Muñoz Barreto fue dado de alta.

Se confirma la llegada, en lo que queda de esta semana, del grupo psicosocial del ICBF y las profesionales de psicología de la Subsecretaría de Salud de San Gil quienes ya tiene el plan de trabajo el cual será puntual, casa a casa, para atender a familias damnificadas por la avalancha del 26 de julio.