Represa la batanera colapsó por modificación del ducto

2018-08-06

La Empresa de Servicios Públicos de Santander Esant S.A. E.S.P, presentó ante medios de comunicación, los resultados del diagnóstico de la falla de la represa La Batanera en el municipio de Vélez.

Este informe fue adelantado por la Universidad Industrial de Santander UIS y la Sociedad Santandereana de Ingenieros SSI por medio del convenio de asociación No. 207 de 2016, aplicado a los contratos de obra 2003 de 2011 y de interventoría 2125 del mismo año, el cual evidenció como principal causa del colapso de la obra, la modificación del ducto diseñado para el manejo de aguas.  Carlos Carvajal, director de proyectos de la Esant, así lo aseguró.

El estudio evidencio además la baja resistencia de los materiales utilizados para la construcción del terraplén, ya que poseían resistencia insuficiente para garantizar la estabilidad de los taludes en condiciones de saturación.  El experto resaltó además que en los diseños iniciales se planteaba que el ducto de 36” (pulgadas) trabajaría a flujo libre y una vez terminada la obra se clausuraría el paso de agua.

Tanto la interventoría como el contratista de la obra, ya son objeto de investigación teniendo en cuenta que la empresa ya informó a las autoridades competentes, dijo Carlos Arturo Rojas, abogado externo.

Por su parte, Mónica Paola Monsalve, gerente de la Esant, aclaró que la empresa inicialmente atendió la situación para salvaguardar la vida de las personas, y se suscribió un convenio con Bomberos para monitorear la zona.  Convenio que se mantiene y en espera culminar todo el proceso para aperturar el canal y darle flujo libre a los caudales que constantemente se acumulan en el embalse.

 Resaltó que la aseguradora responderá por el 30% de los recursos invertidos, mientras que el contratista que “violó el Principio de Planeación al no informar dichos cambios”, deberá responder por el 70% restante.  La inversión total en el proyecto superó los 9.660 millones de pesos.